<
>

Laura Matamoros desvela el sexo de su bebé


La noticia de un segundo embarazo llegó como un huracán a la vida de Laura Matamoros y Benji Aparicio, cuando hacía poco que habían decidido tomar caminos por separado. Sin embargo, tras conocer que iban a ser padres por segunda vez, la pareja decidió volver a dar una oportunidad y disfrutar de la bonita familia que están formando. En los últimos días, Laura ha compartido gran cantidad de fotografías en sus redes sociales en las que ha mostrado su incipiente tripita y algunas de las rutinas que está siguiendo, por ejemplo en el gimnasio.

Sin embargo, aun queda un dato muy importante por saber: el sexo del bebé. Si bien no es hasta la semana número 20 en la que se puede conocer con claridad, pues los genitales del feto ya están totalmente formados para entonces, la influencer es toda una afortunada y es que parece que ya sabe si tendrá un niño o una niña. Muy emocionada, la hija de Kiko Matamoros ha compartido varias stories de su visita al ginecólogo, donde le han hecho una ecografía.  «Tengo buenas noticias. Esta mañana he ido a al eco 12, está todo aparentemente muy bien y… ¡también tengo otra noticia! No es al 100 por cien pero… ¡Va a ser…!», se la escucha decir en uno de los vídeos, dejando unos segundos de intriga hasta mostrar la imagen del bebé.

Laura Matamoros
Laura Matamoros ya sabe el sexo de su bebé / Instagram

Un vídeo que le ha emocionado mucho, pues el pequeño se mueve en su barriga mientras lo observan. Y no, finalmente no ha dicho si es chico o chica, pero parece que lo tiene bastante claro. «Y… con un 90% de probabilidad es…?», ha escrito junto a una pregunta abierta a sus followers. Su médico sin duda lo tiene muy claro, y quizás también otros observadores entendidos en la materia, pero de momento no lo ha querido confirmar.

Laura Matamoros
Están seguros del resultado al 90 por cierto / Instagram

Lo cierto es que aunque seguro que les hace mucha ilusión conocer el sexo de su hijo, Laura y Benji lo que más prefieren es que esté sano y feliz. A pesar de su juventud, son unos padres muy dedicados, tal y como han demostrado con el pequeño Mati, por el que se desviven. En unos meses, se convertirá en hermano mayor y ellos realizarán uno de sus sueños. «Estoy casi a punto de llorar, para mi conseguir eso que tanto he deseado, mi familia imperfecta para toda la vida, aunque esté de 7 semanas hubiese sido mejor contarlo más adelante, pero se ha dado así y quería, en primera persona, contaros cómo ha sido mi situación. Pido respeto porque necesito tranquilidad y mucho cariño y amor», contaba Laura al poco de conocerse que estaba en estado.

Ahora tiene por delante un verano del o más emocionante y del que ya ha empezado a disfrutar. Días de relax por delante en los que planificar la llegada del bebé, un gran cambio en su vida al que ha recibido con los brazos abiertos.



Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario