<
>

MotoGP | Brivio: «No damos órdenes a los equipos, nos gusta lo difícil»



El éxito de Joan mir esta temporada en MotoGP, con el balón del título ya este domingo en el GP de Valencia, es el de Suzuki, cuyo hombre fuerte en su regreso a la clase reina en 2015 es Davide Brivio. Italiano ya una vez salvó a Yamaha del pozo estaba allí, convenciendo a Rossi de que dejara Honda y se fuera con ellos. Disfruta ahora de un momento histórico porque, además de la temporada balear, tiene a Rins empatado a puntos con el segundo de la general. Nos asegura que en Valence 1 tenía miedo, pero también que estar orgulloso de los pilotos que ha creado.

Antes de pedir nada, hay que felicitarlo por este año increíble para Suzuki. ¿Qué puedes decir en un momento como este?

-Estoy un poco prudente y tranquilo porque todavía tenemos que terminar el trabajo, pero obviamente estoy muy contento con lo que estamos haciendo. Es una gran temporada y creo que la gran diferencia para nuestros pilotos es la constancia. Joan está teniendo un campeonato increíble. Desde que subió al podio en Austria, solo se lo ha perdido unas pocas veces. Ha escalado en siete de las últimas nueve carreras y eso es una gran consistencia. Y Alex tuvo mala suerte a principios de año, pero ahora está haciendo lo que esperábamos de él. Tenemos dos pilotos Alto. Joan creció y Álex se curó.

-¿Dos ciclistas ‘mejores’ en la mejor bicicleta de la parrilla o al menos la más consistente?

-La Suzuki es la más constante porque es una motocicleta que siempre se adapta a todas las pistas. Sufrimos un poco más en Le Mans, pero ya en carrera Álex cayó hasta la segunda posición. Hemos sido competitivos en todos los circuitos y la demostración es la primera carrera en Valencia, donde con solo veinte minutos de calentar en seco, preparamos la moto para la carrera e hicimos la primera y la segunda. Eso dice cómo es nuestra bicicleta, que es fácil, en el sentido de que se adapta bien a cualquier situación.

-Para mí, la palabra está equilibrada.

-Está bien. Digámoslo así.

-Pol dijo después del tercer domingo, detrás de Mir y Rins, que no iban muy rápido solo por la moto. Creo que fue una manera perfecta de resumir cómo se ve el equipo Suzuki hoy …

-Es cierto. Es un paquete completo. Llevamos muchos años trabajando en esta bicicleta y es una bicicleta muy sencilla.

-¿Porque?

-En el sentido de que tenemos lo esencial de una motocicleta y no tenemos tantas novedades.

-Por ejemplo, fueron los últimos en introducir el ‘shotshot’ (sistema que permite una aceleración más eficiente). ¿Son más prácticos que innovadores?

-Si es específico. Usamos lo que funciona, pero también trabajamos en los pilotos, tratando de hacerlos crecer con calma, con calma, dándoles tiempo para aprender. Con nosotros dos, sabíamos que el primer año se trataba de aprender, divertirse y ser ciclistas talentosos, el segundo año se dan el paso y comienzan a avanzar. Así que trabajamos con la moto y con los pilotos, con la suerte de haberlo hecho bien.

-Bueno, lo hicieron bien …

-Nuestra estrategia fue crear dos pilotos en casa Alto en lugar de ir a firmarlos. Esto es algo muy difícil, pero también te da más satisfacción. Es más bonito así.

-¿Y esperabas el resultado que dan ahora?

-A principios de año esperaba un Rins competitivo capaz de luchar por el Mundial, eso sí. Y de Joan esperaba una buena carrera, con un podio y que empezara a mostrar, pero no esperaba esta consistencia suya. Me sorprendió y demostró que cuando llega a un nivel, se queda ahí. No sube al podio por casualidad y mantener ese nivel es impresionante.

-Llegaron aquí sin una orden de equipo entre Mir y Rins. ¿Seguirán sin ellos?

-No dimos órdenes a los equipos, además porque no nos gusta, porque son dos pilotos que están peleando por el Mundial y no puedes dar órdenes a la equipos. Es el primero. Y en segundo lugar, siempre nos gusta ponérselo más difícil … Llevamos pilotos jóvenes para crecer con nosotros y no damos órdenes a los equipos, pero el domingo pasado no fue casualidad que no pasara nada. pasado. Tengo que decir que estoy muy orgulloso de nuestros pilotos porque tuvieron una carrera inteligente conduciendo a los dos pilotos de Suzuki juntos. Sabían que tenían que respetarse mutuamente y lo hicieron. Si Joan se hubiera enfrentado a alguien que no fuera Alex, lo habría atacado. No le importaba ser él, ya que ambos tenían un buen ritmo. Tendríamos que ver qué habría pasado para quedarnos atascados al final. Por supuesto que habría habido una batalla, pero entendieron que lo importante era Suzuki y el equipo. Seguro que algún día sucederá, pero de momento corren con mucha inteligencia y respeto al equipo. Me emociona y me da satisfacción.

– ¿Alguna vez ha temido que la inteligencia fuera dejada de lado el domingo pasado?

-Estaba un poco asustado, sí, porque habíamos hablado de ellos y son inteligentes, pero cuando estamos ahí con una fuerte adrenalina y llega un último pase … Puedes hacer un pase que juzgues limpio y con un pequeño error se ensucia. Sí tenía miedo, sí, además, Pol Espargaró no se rindió y estuvo siempre ahí. Pero bueno, esta vez no pudo adelantarnos en línea recta con el motor KTM y eso demuestra que nuestro motor también ha mejorado este año.

-¿Crees que Maverick se arrepintió alguna vez de cambiar Suzuki por Yamaha?

-No sé. Nosotros no hablamos. Estábamos en nuestro segundo año y la Yamaha era muy competitiva y estaba lista para ganar el campeonato mundial. Es muy difícil saber qué pasará.

-Si fuera propietario de Yamaha, haría todo lo posible para que Davide Brivio vuelva a sus filas. Los salvó de los boxes al contratar a Rossi en su día y ahora ha llevado a Suzuki a la cima. ¿Qué tal si te llamaran desde Yamaha?

-Nunca sucederá, así que no pensemos en ello. Lo que tengo que decir es que esta aventura con Suzuki es algo que si logramos completarla o no en las dos carreras restantes quedará en nuestro corazón de por vida.

Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario